Derrotando el Espíritu Crítico
Hammer, Jim
   

"¿Puedes creer que él viene en sandalias a la iglesia?"

Yo sé, y ¿ya viste lo que la otra trajo para el almuerzo? ¿Acaso no sabe que es lo mejor?

"¿Has oído que el nuevo pastor apoya la decisión del consejo escolar de contratar a otro maestro?"

"¡Eso es ridículo, la escuela no cuenta con el dinero!"

¿Le suena familiar? Nuestra iglesia está con frecuencia plagada de comentarios críticos y un espíritu negativo. En lugar de tender la mano a aquellos que están en el mundo, los criticamos. Y si vienen a la iglesia, nos apresuramos a señalar sus faltas en un esfuerzo para ayudarles a "crecer". Por supuesto, tampoco actuamos mejor con nuestros hermanos y hermanas en Cristo. Nos gusta señalar lo que pensamos que otras personas están haciendo mal.

Si hemos de terminar la obra de predicar el evangelio, debemos unirnos y cultivar los frutos del Espíritu. Debemos llegar a ser como Jesús, desterrar el espíritu crítico y dejar que el Espíritu Santo desarrolle un carácter lleno de amor en nosotros.

Jim Hammer comparte historias personales y percepciones de su propia travesía espiritual que ahora nos llegan a nosotros en Derrotando el Espíritu Crítico.